De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), el método de ahorro informal más común entre los mexicanos es guardar su dinero de manera física en casa. Bajo esta línea, la Encuesta Nacional de Inclusión Financiera (ENIF) dio a conocer las tendencias de ahorro, formales e informales, entre la población de 18 a 70 años.

Especialistas informaron que el ahorro es una de las principales maneras de ejercer la planeación de finanzas personales. Dicha medida responde a situaciones como la volatilidad económica y presiones inflacionarias, que incrementan dificultades financieras en periodos como la cuesta de enero de 2022 según el Banco de México (Banxico).

Según los resultados de la última encuesta ENIF, los métodos de ahorro informales más comunes, caracterizados por almacenar o disponer del dinero inmediatamente, se dividieron en:

  • Ahorro en casa, con 69%
  • En tandas, con 33.4%
  • En una caja de ahorro, con 22.3%
  • Entre familiares y personas conocidas, con 16.9%
  • Mediante compra de animales o bienes, con 14%
  • Préstamos de dinero, con 9.4%

La ENIF es una herramienta empleada por el INEGI con objeto de medir indicadores relacionados con la inclusión financiera en México. Según la documentación consultada por NotiPress, los componentes de la inclusión financiera se dividen en acceso a servicios, uso de productos, protección al cliente, y educación financiera.

Con respecto a los conocimientos financieros en materia de uso y ahorro de dinero, el 95% de la población tiene claro cómo funciona el interés simple al realizar un préstamo. Por tal motivo, el préstamo de dinero sin intereses o con intereses simples se ha consolidado como uno de los métodos de ahorro más utilizados.

Por su parte, en el ahorro formal la principal tendencia fueron los productos de nómina y pensión, con 32.2% de preferencia entre los usuarios de servicios financieros. Aunado a ello, el número de población con acceso a cuenta de ahorro formal creció de 37.3 millones a 41.1 millones entre 2018 y 2021. Según INEGI, esta manera de ahorrar depende directamente de las instituciones financieras, y abarca temas de cheques e inversión.

Frente a las medidas de ahorro más utilizadas entre los mexicanos, la última edición de los Estudios de Inclusión Financiera publicados por la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) informó que esta práctica es fundamental para responder a emergencias económicas. Asimismo, el ahorro puede ser realizado de manera activa, con objeto de lograr objetivos de crecimiento financiero a mediano y largo plazo, tales como el retiro o la compra de bienes.